Sostenibilidad: una obligación para la industria ...

Sostenibilidad: una obligación para la industria turística

  • 30 enero, 2017
  • por Raúl García López
  • actividades turisticas, igualdad, Impactos, planificacion, pobreza, sostenible, sustentable, turismo sostenible, turismo sustentable, viajar,

El turismo ha sido una industria en constante evolución, modelada por factores económicos, políticos y demográficos. Hoy en día las vacaciones y los viajes se han vuelto una cosa cotidiana, básica en nuestras vidas, pero esto no era así sólo hace unas décadas.

Durante siglos, el turismo fue un fenómeno muy minoritario y centrado principalmente en Europa. Fue el auge de la aviación comercial en los años 60, lo que propició el crecimiento del turismo internacional, ya que las compañías aéreas permitieron llegar a destinos, antes difícilmente accesibles.

En los últimos 20 años el crecimiento del turismo se ha disparado de forma exponencial, en parte a varios motivos:

  • Los viajes se vuelven una norma y no una excepción. Todos aspiramos a viajar y los vemos como algo normal en nuestras vidas (cuando hace solo unas décadas, los viajes internacionales estaban reservados a una pequeña élite).
  • El surgimiento de internet ha generado nuevos canales de comunicación y de venta de productos y servicios turísticos, directamente a los consumidores.
  • El crecimiento de las economías emergentes ha generado nuevos flujos turísticos. En estos países (principalmente los BRICS) ha surgido una importante clase media con aspiraciones a viajar. Para estas personas los viajes son una señal de status.
  • El fenómeno de las compañías áreas de bajo coste ha permitido rebajar el precio de los viajes regionales.
  • Una mayor oferta de destinos – con el auge del turismo, todos los destinos del mundo se han empezado a promocionar internacionalmente para captar nuevos turistas.
  • Nuevas fórmulas de alojamiento (P2P), surgidas al calor de la economía colaborativa.

Este fuerte crecimiento en los flujos turísticos ha sido tan exponencial, que ha sido difícil de gestionar para algunos destinos que han visto como se masificaban de turistas.

Esta industria que apenas ha acusado la crisis mundial, representa ya el 10% de la economía mundial y genera 1 de cada 11 empleos en todo el mundo.

Recordemos que la industria ha pasado de gestionar 25 millones de turistas, que viajaban por el mundo en 1950, a los más de 1.235 millones que se alcanzaron en el año 2016. Solo en el último año hubo 46 millones de turistas más (visitantes que pernoctan) que el año anterior.

Simplemente increíble. Por no hablar de que otros 6.000 millones de personas realizaron viajes domésticos durante el mismo periodo.

Pocas industrias han tenido un crecimiento tan exponencial. Pero es que además, las perspectivas para el futuro auguran un crecimiento sostenido de en torno al 4% anual. La Organización Mundial del Turismo (OMT) prevé más de 1.800 millones de llegadas internacionales en 2030.

Como es entendible, esta masificación de los flujos turísticos empezó a generar efectos negativos en los destinos receptores. Pronto se generó un debate sobre la sostenibilidad del modelo, principalmente en destinos más tradicionales y que más esfuerzo tienen que desarrollar para logar una buena convivencia entre los turistas y los ciudadanos locales.

El turismo masivo empezó primero a tener un impacto negativo en los ecosistemas locales, con la llegada de grandes cantidades de gente, a veces en muy cortos periodos de tiempo.

IMG_1381

Pero los impactos negativos del turismo no solo se limitan a los recursos naturales, sino también sobre la cultura y la población local.

En los destinos urbanos, el turismo masivo también afecta a la vida normal de los ciudadanos locales, que ven cómo su paisaje se transforma, se alteran los ritmos cotidianos del barrio, suben los precios, desaparece el comercio tradicional y no ven muy claras las ventajas que el turismo les reporta.

La clave está en cómo compatibilizar el crecimiento turístico con el respeto a las personas, el patrimonio y el medio ambiente. La sostenibilidad del modelo hace necesaria la participación, tanto de organismos públicos, como de empresas privadas.

Hoy el sector turístico se ha dado cuenta de la necesidad de desarrollar un turismo sostenible que tenga en cuenta tres ámbitos del impacto del turismo en un destino:

  • Impactos económicos
  • Impactos sociales y culturales
  • Impactos medioambientales

También hay que dejar una cosa clara, el turismo sostenible no es una moda, ni es un nicho o segmento de mercado. La sostenibilidad tiene que ser transversal a toda la industria y estar presente en todos los modelos turísticos (ya sea sol y playa, turismo urbano, turismo rural, turismo de reuniones o cualquier otro).

Los mercados emisores son cada vez más sensibles a destinos sostenibles.

Los turistas internacionales cada vez están más concienciados y buscan alternativas más sostenibles para sus vacaciones. Tanto desde el punto de vista del destino que eligen, como del hotel donde se alojan o las actividades que realizan.

Sobre todo en Estados Unidos y Norte de Europa, la sostenibilidad es un elemento cada día más clave a la hora de seleccionar destinos para sus viajes. Algunos datos que lo demuestran:

  • Según un estudio de Booking, en 2017 un tercio de los turistas elegirán destinos priorizando aquellos que sean más respetuosos con el entorno natural. Por otra parte, el 40% de los turistas está interesado en contratar circuitos medioambientalmente sostenibles. Este mismo motor de reservas, hace 2 años constataba que entre 2014 y 2015 se multiplicó por 5 la demanda internacional a destinos más sostenibles.
  • La herramienta de reservas Siteminder también señala que el 79% de los viajeros consideran importante alojarse en hoteles que estén desarrollando prácticas ecológicas y sostenibles.
  • Según un reciente encuentro de turoperadores internacionales en Málaga (España), más de un 80% de los turistas se muestran dispuestos a pagar más por quedarse en un alojamiento sostenible.

sos7

Retos para los destinos y la industria

El gran crecimiento del sector turístico plantea 5 grandes retos a los destinos y a la industria turística en los próximos años:

  • Gestión del crecimiento turístico – los destinos turísticos tienen que planificar bien el desarrollo de su sector turístico, para que no ponga en peligro aquellos recursos (naturales, históricos y artísticos) que son importantes reclamos para los turistas.
  • Cambio climático – en dos vertientes:

o   El cambio climático va a influir en el turismo (con mayor inestabilidad meteorológica y subida del nivel del mar).

o   El turismo contribuye de forma importante al calentamiento global y al cambio climático. Se estima que la industria contribuye al 5% de todas las emisiones del mundo. Dentro del turismo, el transporte representa el 90% de todas las emisiones del sector turístico.

  • Reducción de la pobreza – los recursos naturales y culturales de los países en vías de desarrollo les dan una relativa ventaja económica, ya que suponen un atractivo para el sector turístico. En este sentido, el turismo se puede volver una herramienta para reducir la pobreza.
  • Apoyo a la conservación – El turismo genera unos ingresos económicos fundamentales, que permiten que sea rentable conservar los recursos naturales. Este factor toma más importancia hoy en día, ya que tras años de crisis, muchos países han recortado las partidas presupuestarias para conservación y los países desarrollados han reducido sus presupuestos de cooperación al desarrollo y protección del medio ambiente.
  • Salud y seguridad – En los últimos años ha surgido una mayor preocupación ante diferentes situaciones sanitarias o de falta de seguridad en algunos destinos, que ha generado fluctuaciones significativas en los flujos turísticos. El miedo a pandemias o terrorismo afecta a los flujos turísticos.

turismo_sostenible

Herramientas para un turismo más sostenible

La comunidad internacional ha ido incorporando la sostenibilidad al sector turístico poco a poco. En 1976 se acuñó en Costa Rica el término ecoturismo, con medidas concretas que intentaban limitar el efecto del turismo en los recursos naturales.

En 1995 la OMT, la UNEP y la UNESCO fueron los organizadores de la primera Conferencia Mundial sobre Turismo Sostenible, que se celebró en Lanzarote (España) y donde se publicó la “Carta Mundial del Turismo Sostenible“, analizando lo que debería ser la sostenibilidad turística.

En 2015 el sector turístico se volvió a reunir en Vitoria (España) para reevaluar los objetivos planteados en 1995. De ahí surgió la Carta Mundial de Turismo Sostenible +20.

Esta nueva carta establece una serie de acciones para cada uno de los elementos de la industria turística:

  1. Los gobiernos y organizaciones Internacionales
  2. Los destinos y comunidades locales
  3. La industria del turismo
  4. Los consumidores (turistas)
  5. Los investigadores, desarrolladores y formadores
  6. Las Redes y ONGs

Hace algunos días, en el marco de la feria de turismo FITUR en Madrid, se ha presentado oficialmente El Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo en 2017, que fue proclamado por la Asamblea General de Naciones Unidas en 2015.

Su objetivo es crear reconocimiento sobre la importancia de lograr un turismo más sostenible, involucrando a los gobiernos, la industria turística y los propios viajeros, en desarrollar acciones encaminadas a ello. Es fundamental lograr que el turismo sea un catalizador para cambios positivos en las sociedades donde se desarrolla.

El Año internacional del Turismo Sostenible promoverá el rol del turismo en 5 áreas clave:

  • Crecimiento económico sostenible e inclusivo
  • Inclusividad social, empleo digno y reducción de la pobreza
  • Gestión eficaz de los recursos, protección medioambiental y prevención del cambio climático
  • Preservación de los valores culturales, la diversidad y el patrimonio
  • Entendimiento mutuo, paz y seguridad

Desde Aprende de Turismo hemos querido colaborar con la labor de difusión y concienciación, que permitan lograr un turismo más sostenible.

Para ello estamos desarrollando un curso totalmente gratuito sobre Turismo Sostenible. En este enlace tenéis toda la información sobre el curso AQUÍ.

Os recuerdo que Aprende de Turismo es una plataforma de formación online gratuita, dirigida a profesionales del sector turístico de todo el mundo.

Además de este curso de Turismo Sostenible, la plataforma tiene otros 3 cursos totalmente gratuitos:

  • Gestión y Marketing Turístico
  • Introducción al Turismo de Reuniones
  • Turismo Chino

Para más información, podéis consultar la web del proyecto:

www.aprendedeturismo.org

Espero que os haya gustado el artículo.

Saludos

Pie de Articulo

 

0 Comments